Boda Vintage, un estilo muy romántico


Boda Vintage, un estilo muy romántico

Realizar una boda temática diferente cada vez se está realizando con mayor asiduidad. Toda novia sueña con que el día de su boda sea especial e inolvidable. Busca además sorprender a los invitados, hacer que su día sea único y que los invitados la recuerden por los diferentes toques personalizados que una novia puede dar.

Toda mujer sueña con su boda, con la pedida de mano, con los preparativos previos, con el paso a paso de la celebración, con la luna de miel… con su día especial.

Tras una pedida idílica (si, todas nosotras soñamos con sentirnos como verdaderas princesas Disney) de la mano de nuestra pareja, comienzan los nervios, el estrés, las ganas de que llegue pero a la vez de que haya tiempo para preparar todo sin escatimar ni en el último detalle.

Una de las bodas más solicitadas, a la par que actuales, que encontramos estos años son las Bodas Vintage, con ese toque rural y romántico tan especial.

 

Toques Vintage para el día de tu boda

Para ir dándole este toque a su celebración, que mejor que comenzar con unas invitaciones de boda con montaje artesanal, con toques florales, colores cálidos como un caramelo, beige, blanco, rosa apagado, granate… en definitiva, tonos pastel con pinceladas de colores intensos.

El vestido de novia romántico no puede faltar, con diferentes capas de tul, puntilla en el velo, colores tipo blanco roto o crema. Para las más atrevidas, un velo de color pastel dará el punto diferente a tu boda.

Respecto al ramo de flores, suelen ser más utilizadas las flores silvestres, rosas, peonias, paniculata con esos tonos pastel e intensos que dar, sus aromas tan dulces. Todo ello puede ir sujetado por una lazada de rafia en tonos tierra para que destaque entre los tallos.

Para vuestro Book de fotos, si os casáis en Madrid, os recomendamos visitar Parque El Capricho, un punto emblemático en el centro de Madrid con unos grandes jardines arbolados que harán de tus fotografías un fondo espectacular. Busca un medio de transporte diferente, un coche de época, una limusina con decoración exterior, una furgoneta Vintage… adaptarlo a tu gusto.

En cuanto a la elección del lugar de la celebración, suele realizarse en fincas o complejos donde se disponga de un gran jardín para la recepción y el cóctel de bienvenida, y un salón para la cena y el baile. En cuanto a la decoración, suele utilizarse cajas de madera pintadas, luces cálidas, mesas románticas, objetos Vintage… incluso la idea de disfrutar de un fotomatón con atrezzo es perfecto para la hora del baile y la fiesta. Puedes leer más información sobre como nombrar las mesas en el banquete aquí.

Además del fotomatón, la idea de colocar una barra de bebidas refrescantes en el cóctel junto con un CardyBar de dulces y gominolas, dará un toque especial a tu celebración.
Para la noche unas Food-Truck variadas en el jardín darán un toque diferente a la recena.